sábado, 4 de abril de 2009

Caja Castilla-La Mancha, un ejemplo de lo que nos espera en el futuro

Si to lo que he perdío y to lo que he ganao
se lo debo a la madre que a mi me ha parío,
se lo debo a la tierra donde yo he nacío,
se lo debo a la gente que estuvo a mi lao,
espero no ser nunca un desagradecío.
Y si to lo que tengo, lo bueno y lo malo
van en el mismo saco de miel y veneno
a mitad del camino vacío mi saco,
aparco lo que es malo y me quedo lo bueno.
Por eso cuando escucho ciertas cosas
se me ahoga el corazón,
como hombre, como comparsista y como gaditano

LOS COMPARSISTAS SE LA DAN DE ARTISTAS


A lo largo de los últimos meses, en la medida que se iba agravando la crisis económica, por boca del propio gobierno, bien en palabras del presidente del gobierno J. L. Rodríguez Zapatero, del ministro de economía Pedro Solbes, o del gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, acompañados de toda una pléyade de analistas políticos y financieros, nos han dicho una y mil veces, que el sistema bancario español era sólido, serio, saneado y que aquí, a diferencia de lo sucedido en el último año en EEUU y otros países, no se producirían quiebras semejantes. Ahora, la entidad financiera Caja Castilla-La Mancha ha tenido que ser intervenida por el Banco de España, convirtiéndose en la primera entidad intervenida por el banco central en el Estado español desde la crisis de Banesto en 1993.

Acuciada por la falta de liquidez, CCM (que representa el 0,8% de los activos del sistema financiero español), buscó la fusión con Unicaja e Ibercaja en un intento de salir de la situación, hasta que ha tenido que ser el propio gobierno, quien con un aval de fondos del tesoro de 9.000 millones de euros asegurará la falta de liquidez de esta caja.

A la pregunta sobre cómo se ha llegado a esta situación, cabe decir que entre los años 2006 y 2008, cuando ya era visible la caída de la burbuja inmobiliaria, Caja Castilla La Mancha duplicó el volumen de sus créditos en este sector, el valor de sus activos en operaciones de crédito a las constructoras en 2007 ascendía a 966 millones de euros, el equivalente a sus recursos propios. La concentración de capital de CCM en el sector constructor y promotor, el 21%, triplicaba la del sector. En el aeropuerto de Ciudad Real CCM participa con un 25% de la sociedad de explotación, aproximadamente 350 millones y que intenta vender por más del doble de esa cantidad. Hoy este aeropuerto está en venta porque es un negocio ruinoso debido a su escaso uso. A este macroproyecto de incierta o nula rentabilidad hay que añadir, como ya se ha señalado, la apuesta por la especulación urbanística, fomentada desde las instituciones públicas de la región (ayuntamientos, diputaciones, Junta de Castilla La Mancha), amén del favoritismo a determinados grupos de empresas.

Pero mas allá de consideraciones de tipo ético, lo cierto es que la crisis de CCM hunde sus raíces en los males de la economía española y que durante estos años de bonanza económica no solo no se han extirpado (somos el país menos competitivo de Europa, solo por encima de Portugal), sino que además se agravarán en el futuro. La débil economía española buscó una salida en el sector de la construcción. Más del 60% de los créditos concedidos por bancos y cajas se destinaron a hipotecas y negocios inmobiliarios. Durante años hincharon la burbuja constructora y ahora todo eso se vuelve en su contra.

Es de conocimiento común que durante el último año se ha disparado la morosidad a bancos y cajas, constituyendo uno de los aspectos más negativos de la economía española. Las últimas declaraciones del gobernador del Banco de España nos advierten que serán precisas nuevas intervenciones en entidades financieras "si la crisis internacional se prolonga (...) para lo que deberíamos prepararnos para emplear más recursos públicos que en ocasiones anteriores".

De nuevo el gobierno pone a disposición de los banqueros fondos públicos, que sin duda se sustraerán del gasto en sanidad, educación o servicios sociales, de lo que resultarán perjudicados una vez mas los trabajadores y los sectores sociales más débiles. Una salida a la crisis favorable a la clase obrera pasa por un control público de los medios de producción. Nacionalizar la banca bajo control obrero no es un consigna utópica sacada del pasado remoto de la historia de la clase trabajadora, muy al contrario es una medida política realista, absolutamente necesaria, pues sólo con las palancas fundamentales de la economía en manos de la clase obrera se garantizaría la puesta en marcha de una economía orientada a satisfacer las necesidades de la mayoría de la sociedad, no como bajo el sistema actual en manos de ricos banqueros y empresarios sin otro objetivo que el lucro para ellos mismos.

Escrito por Enrique Alejandre

1 comentario:

Rafael del Barco Carreras dijo...

HIPOTECAS NINJA, INSOLVENTE COMPRADOR, VS

HIPOTECAS TINSA, SINVERGÜENZA TASADOR.

CAJA CASTILLA LA MANCHA

Y SU DIRECTOR GENERAL ILDEFONSO ORTEGA.



Rafael del Barco Carreras



Abril 2009. Última hora, cesado el Director General. Esa Caja no dará tanto juego político-mediático como RUMASA, o el BANESTO de Mario Conde, o mejor de la aristocracia del franquismo, pues de ahí provenía el más de un tercio de todo su balance incobrable, podrido. Debería cambiar el Régimen, o tan solo el Gobierno, para llenar tantas o más páginas que los escándalos más importante de los 80 y 90. Los dos a cargo del Estado y un regalo para quienes se subrogaron activos y empresas. En RUMASA un selecto grupo de socialistas, y en Banesto los Botín. La depredación en quiebras, ya sean administradas por el Gobierno o por los juzgados, ha sido un buen negocio para todo tipo de vividores. Los acreedores no cobran y los escasos activos desaparecen, y en muchos casos con más crédito encima, que resultará a su vez impagado, y el activo vendido a precio de saldo, o gran pelotazo al estilo Galerías Preciados con los Boyer gestionando. Una tradicional práctica que en la actual quiebra TOTAL, no me refiero a la de Caja Castilla, sino del Sistema Financiero, se presenta muy complicada. Ni los buitres de profesión le encuentran la parte blanda para hincarle el diente. Nadie sabe si quedarse un piso o terreno (recalificado o no) por el 10% o el 50% de su precio o hipoteca es un buen negocio o más ruina. Hasta el concepto PRECIO ha entrado en profunda especulación filosófica. En Bolsa los especuladores intentan rehacerse aprovechando extrañas subidas, seguidas de bajadas, que ni con créditos aciertan (unicamente los de "información privilegiada") y la mayoría pierden. Pequeñas burbujas, dientes de sierra, alimentadas con nuevo dinero y “noticias oficiales”.

Por mi profesión y años, no me llama casi nada la atención, esa Caja no es más que otro de los cadáveres donde una gran manada de buitres no ha dejado ni los huesos, pues si los hubiera aun vendiéndolos entre “iguales” o el ICO (operaciones ful) subsistirían sus primitivos administradores, socialistas de pro. En este momento, y por lo que me cuentan, hay varias cajas con presencia continua de funcionarios del Banco de España e intervenirlas o no es un matiz más político que financiero. Y en este macro enredo alimentando mi morbo profesional surge un nombre célebre en sus ambientes, desconocido para mí, el DIRECTOR GENERAL de esa Caja, ILDEFONSO ORTEGA, que sigue con los administradores del Banco de España. En si mismo eso no es extraño, los técnicos, los burócratas, son indispensables para que por lo menos los nuevos encuentren los “papeles”, aunque enreden más que esclarezcan. Pero lo curioso del personaje es que además de Director General era o es Presidente de TINSA, la mayor TASADORA INMOBILIARIA ESPAÑOLA que ha valorado todos los activos de esa y casi todas las cajas (socialistas supongo) porque y además Don Ildefonso tiene o tenía alto cargo en la Confederación Española de Cajas de Ahorro, el cartel de cajas. Y eso es así en todos los “grupos financiero-inmobiliarios”, las TASADORAS SON PROPIAS, o de particulares pero PROPIAS. Minutas que a sumar al gran expolio.
Esa noticia, que a mi me impactó, pasa sin pena ni gloria. En España es normal, aquí las incompatibilidades, los tan oídos “conflictos de intereses” en las películas americanas, o la Ética, no forman parte de la Conciencia Nacional. Conciencia colectiva e individual completamente laxa o inexistente. El “yo me lo guiso y me lo como”. En principio esa TINSA es responsable de gran parte de las HIPOTECAS NINJA O SUBPRIME españolas. De ESOS PRECIOS que al doble o triple de su real coste entraban a formar parte del ACTIVO del Sistema Financiero, donde aun aumentaría un DIEZ O VEINTE POR CIENTO ANUAL (a tenor de sospechosas fijaciones de precios en el sector inmobiliario) con ventas entre FONDOS Y ANÓNIMAS del propio Sistema porque compradores REALES hacía DIEZ AÑOS ya escaseaban. Si nos atenemos a las estadísticas, 2003-2008, de las 700.000 viviendas anuales construidas habría 200.000 compradores más o menos posibles y solventes. El resto, ventas NINJA, donde el comprador es un perfecto insolvente, o TINSA, donde quien fija la hipoteca y de rebote el precio del inmueble es un PERFECTO SINVERGÜENZA.